Berenjenas parmesanas

Esta receta combina el sabor de la berenjena, el tomate y el queso (mozzarella y parmesano), para crear un delicioso entrante o primer plato. Incluso podemos utilizarlo como acompañamiento para un segundo de carne. De fácil preparación, es una receta ideal para sorprender a nuestros invitados con ingredientes frescos de mercado. ¡Éxito asegurado!

Tipo de cocina:

Italiana, Mediterránea
Preparación 4h 55min Dedicación 15min Dificultad 1 Comensales 2

Tipo de cocina:

Italiana, Mediterránea
Preparación 4h 55min Dedicación 15min
Dificultad 1 Comensales 2

Preparación

Vamos a seguir los pasos de Con Delantal y pondremos en un bol unos tomates deshidratados. Los cubriremos de agua, balsámico vinagre y aceite para que se vayan hidratando. Lo dejaremos 4 horas.

En una olla haremos la passata. Ponemos un fonde de aceite y echamos 5 ajos pelados. Los doramos y añadimos puré de tomate o tomates enteros, incluso salsa de tomate. Lo dejamos 20 minutos.

Limpiamos la berenjena y la cortamos en rodajas. Los vamos poniendo sobre una bandeja de horno, con sal, oregano y un chorrito de aceite. Lo metemos al horno a 150ºC unos 15 minutos.

Mientras picamos un poco de albahaca y rallamos un poco de parmesano. Si lo hacemos en fresco conserva mejor el sabor.

Vamos a montar todos los ingredientes. Nos ayudamos de un aro. Al fondo ponemos una base de berenjenas, seguidas de los tomates deshidratados, un par de cucharadas de la passata de tomate y la mozzarella que antes habremos colado bien. Volvemos a poner otra capa de berenjena, otros tomates deshidratados, la passata de tomate y la mozzarella. Encima de todo ponemos la albahaca i finalmente parmesano al gusto. Haremos otro aro igual que el primero y los pondremos al horno unos 10 minutos hasta que el queso esté fundido.

¡Que aproveche!

Ingredientes

Comentarios