Pastel de calabaza con salsa roquefort

¿Quién ha dicho que las calabazas se comen solo una vez al año? Nuestros amigos de Cocinar para los amigos nos enseñan a cocinar un fantástico pastel de calabaza con salsa roquefort. Ideal para servir de primer plato, es una manera diferente y original de comer verdura. ¡Un gran acierto!

Tipo de cocina:

Creativa, Vegetariana
Preparación 1h 25min Dedicación 15min Dificultad 1 Comensales 6

Tipo de cocina:

Creativa, Vegetariana
Preparación 1h 25min Dedicación 15min
Dificultad 1 Comensales 6

Preparación

Empezamos pelando la calabaza, puerros y patatas y cortándolo todo en trozos. Seguidamente las cocemos con agua y sal durante aproximadamente unos 30 minutos.

Una vez transcurrido este tiempo, quitamos el agua y aplastamos las verduras y patatas en un colador para pasarlas por el pasa purés. Es importante que las escurramos bien para que luego no se rompa el pastel.

Lo vertimos de nuevo en la cazuela y añadimos un poco de mantequilla y lo reservamos.

En un bol batimos los huevos y añadimos la calabaza. Lo mezclamos todo bien. A continuación lo ponemos en una fuente que previamente habremos untado con mantequilla.

Seguidamente ponemos la fuente al baño maría y lo cocemos en el horno durante 45 minutos a 180º. Cuando haya transcurrido este tiempo y esté frío, lo desmoldamos.

Para preparar la salsa roquefort. Ponemos el roquefort en un cazo y añadimos la nata dejando que todo se funda. Añadimos un poco de perejil picado y ya tenemos la salsa lista.

Solamente nos queda cortar unos trozos del pastel y colocarlos en el plato. Con una cuchara ponemos la salsa de roquefort, todavía caliente, por encima y está listo para comer. ¡Buen provecho!

Ingredientes

Comentarios