Tarta de chocolate

Delicioso este pecado de chocolate en forma de tarta. Una fina y crujiente base contrasta con la delicadeza y suavidad del relleno de chocolate. ¡No podréis resistir la tentación!

Tipo de cocina:

Casera, Dulce
Preparación 2h Dedicación 5min Dificultad 2 Comensales 6

Tipo de cocina:

Casera, Dulce
Preparación 2h Dedicación 5min
Dificultad 2 Comensales 6

Preparación

Esta receta es de nuestro amigo Josemari de Cocinar para los amigos.

Comenzamos haciendo la base: en un bol mezclamos el azúcar glass y la mantequilla cortada a dados a temperatura ambiente. Mezclamos con las manos hasta que se integre todo bien, y añadimos la harina. Seguimos mezclando hasta que consigamos una textura arenosa y algo seca.

Es el momento de añadir el huevo entero y la yema del otro; volvemos a mezclar e incorporamos un pellizco de sal para que se potencien más los sabores. Amasamos bien hasta formar una bola que se despegue de las paredes con facilidad.

Le damos forma de bola, la envolvemos en plástico film y la dejamos reposar en la nevera una o dos horas hasta que endurezca.

Pasado ese tiempo, enharinamos la encimera y estiramos la masa con ayuda de un rodillo hasta conseguir el tamaño del molde que vayamos a utilizar. Con estas cantidades, podemos cubrir un molde de unos 28 cm de diámetro.

Engrasamos el molde con un poco de mantequilla, enrollamos la masa en el propio rodillo y la colocamos sobre el molde. La vamos ajustando a las paredes del molde y cubrimos con trozos de masa los posibles agujeros y grietas que puedan aparecer. Eliminamos la masa sobrante y pinchamos la base con un tenedor para que no suba cuando la horneemos.

Colocamos papel de horno en la base y sobre ella añadimos garbanzos u otro tipo de legumbre para que haga peso.

Con el horno precalentado a 200°C, cocemos la base durante 20 minutos. Quitamos los garbanzos y volvemos a hornear durante 15 minutos más. Resevamos y hacemos el relleno de chocolate.

Para el relleno, añadimos a un cazo la nata y la leche y cuando comience a hervir, lo retiramos del fuego y mezclamos con el chocolate con ayuda de unas varillas hasta integrarlo todo bien.

En un bol, batimos los huevos y los añadimos al chocolate sin dejar de remover.

Con el horno a 200°C, rellenamos con la mezcla la base de tarta, y horneamos durante 30 minutos más.

Dejamos enfriar del todo y espolvoreamos por encima con cacao en polvo.

Servimos en porciones y ¡a disfrutar!

Ingredientes

Comentarios