Tomates secos en aceite

Los tomates siempre son un buen acompañante y teniendo en cuenta el estrés diario, tenerlos en conserva listos para comer es una idea perfecta. Esta receta de tomates en conserva con aceite es sencilla, barata y útil.

Tipo de cocina:

Casera
Preparación 4h Dedicación 15min Dificultad 1 Comensales 4

Tipo de cocina:

Casera
Preparación 4h Dedicación 15min
Dificultad 1 Comensales 4

Preparación

Para hacer tomates secos en aceite lo primero es limpiar bien los tomates, sacarles el pedúnculo y cortarlos por la mitad.

En una bandeja de horno ponemos papel de horno y encima colocamos los tomates con la piel hacia abajo. Les ponemos sal, pimienta molida blanca, orégano y un chorro de aceite.

A continuación, con el horno a 100ºC los dejamos durante 4 horas (cuanto más tiempo, más secos y mayor tiempo se conservaran, así que puedes alargar el tiempo de horno).

Para finalizar, los colocamos en un bote con cierre hermético, el cual hemos hervido anteriormente para tenerlo perfectamente limpio. Una vez colocados, los cubrimos de aceite, cerramos el bote y lo dejamos en un lugar seco y fresco. Listos para comer durante el siguiente mes.

Como bien nos explica El cocinero fiel si queremos conservarlos más tiempo, es mejor que queden muy secos, así que se tendrán que dejar más tiempo en el horno. Además, cuando tengamos los tomates colocados en el bote y lo hayamos cerrado, ponerlo al baño maría hasta que el contenido supere los 70ºC.

Ingredientes

Comentarios